El Equipo Europa ha Desembolsado más de 26 000 Millones de Euros en Apoyo a los Países Socios

La Comsisión Europea | 09.04.2021

Hizo ayer un año, la Comisión Europea y el alto representante formularon planes para dar una respuesta específica de la UE con miras a apoyar los esfuerzos de los países socios por hacer frente a la pandemia de coronavirus mediante la combinación de los recursos de la UE, de sus Estados miembros y de las instituciones financieras europeas en el “Equipo Europa”. A 1 de enero de 2021, el Equipo Europa ya había ayudado a países socios de todo el mundo con más de 26 000 millones de euros, cifra que representa el 65 % del paquete global de respuesta, que actualmente supera los 40 000 millones de euros, y rebasa los 20 000 millones de euros comprometidos inicialmente.

El Equipo Europa también se esfuerza por garantizar un acceso mundial y equitativo a las vacunas contra la COVID-19 y apoyar la realización de campañas de vacunación, estudiando al mismo tiempo las posibilidades de impulsar la capacidad de fabricación local. La UE lideró la creación del Mecanismo COVAX, la iniciativa mundial que permite a los países de renta alta financiar vacunas para países de renta baja y media y uno de cuyos principales donantes es el Equipo Europa, con más de 2 200 millones de euros.

Más de 130 países han recibido apoyo en todo el mundo

En 2020, el Equipo Europa gastó 3 200 millones de euros en apoyo de la respuesta de emergencia a las necesidades humanitarias, lo que equivale a más del 90 % de los 3 500 millones de euros comprometidos. El gasto se repartió como sigue:

  • Suministro de más de 11,3 millones de equipos médicos y de protección, tales como respiradores, camas de UCI, estaciones de clasificación de pacientes, ambulancias y 30 000 productos sanitarios más pequeños en los Balcanes Occidentales. La asistencia urgente también facilitó más de 80 000 pruebas de COVID, material para calibrar otras 580 000 pruebas y 25 000 litros de desinfectante.
  • A través de la Iniciativa de Solidaridad Sanitaria de la UE y de la OMS en los países vecinos orientales, provisión de suministros médicos sustanciales, tales como más de 11 millones de equipos de protección individual, 12 000 equipos de laboratorio, más de 1 500 respiradores, concentradores de oxígeno y pulsioxímetros, y más de 20 000 equipos de pruebas PCR.
  • Prestación de asistencia específica a los migrantes y refugiados vulnerables en el norte de África con cargo al programa regional de respuesta de emergencia del Fondo Fiduciario de la UE para África.
  • Garantía de la provisión permanente de personal y suministros humanitarios y médicos a terceros países mediante el puente aéreo humanitario de la UE puesto en marcha en mayo de 2020. De mayo a octubre de 2020 se efectuaron con éxito 67 vuelos a 20 países de cuatro continentes. Se proporcionaron 1 150 toneladas de suministros médicos y humanitarios esenciales, así como personal médico y humanitario. Adquisición de equipos médicos vitales, tales como respiradores y concentradores de oxígeno, y equipos de protección y cuidados intensivos para instalaciones y trabajadores sanitarios, gracias a 10 millones de euros aportados por la UE y Alemania a la Comunidad Económica de los Estados del África Occidental.
  • Apoyo al acceso al agua potable, ampliación de las instalaciones de saneamiento y fomento de buenas prácticas de higiene para combatir la propagación del virus en el Cuerno de África. En Somalia, el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) desplegó estaciones de clasificación en la entrada a los hospitales, aportó tiendas de campaña de aislamiento para el hospital de Mogadiscio y aplicó un sistema de vigilancia para supervisar casos sospechosos en clínicas apoyadas por la Media Luna Roja somalí. Además, el CICR contrató personal de enfermería adicional para contribuir a la ejecución de las medidas relacionadas con la COVID-19, instaló puntos de lavado de manos, formó a los empleados sobre la COVID-19, proporcionó equipos de protección individual y organizó la educación sanitaria.
  • Refuerzo de la preparación y la respuesta ante emergencias en diez países mediante una contribución de 30 millones de euros al Plan Estratégico de Preparación y Respuesta de la Organización Mundial de la Salud (OMS), por ejemplo, en Afganistán. Se llegó a más de 1 500 millones de personas gracias a actividades de comunicación sobre los riesgos y a iniciativas de participación comunitaria. Más de 3 000 profesionales de la salud recibieron formación en prevención y control de infecciones, más de 100 000 personas pudieron someterse a pruebas de laboratorio y más de 4 000 pacientes fueron hospitalizados y recibieron asistencia hospitalaria.
  • Formación de las comunidades locales para que puedan hacer frente mejor al impacto de la pandemia, por ejemplo, en Colombia, donde también se crearon cinco equipos de respuesta inmediata para la prevención, la preparación y la respuesta ante emergencias. En Venezuela, un proyecto financiado por la UE formó a 200 madres sobre las medidas de prevención de la COVID-19 y distribuyó 15 600 paquetes de artículos de higiene a familias vulnerables y al personal de comedores sociales.

En 2020, el Equipo Europa destinó 3 500 millones de euros al refuerzo de los sistemas sanitarios, de suministro de agua y de saneamiento, lo que equivale a más del 41 % de su compromiso por valor de 8 500 millones de euros. El gasto se repartió como sigue:

  • Apoyo a los Balcanes Occidentales y a los países vecinos del Este, en colaboración con la OMS, para ayudarlos a prepararse para la recepción y administración de vacunas contra la COVID-19 y mejorar la resiliencia frente a emergencias sanitarias.
  • Financiación de actuaciones específicas contra el coronavirus en materia sanitaria, de suministro de agua y de saneamiento en Jordania y el Líbano con cargo al Fondo fiduciario regional de la UE en respuesta a la crisis siria.
  • Mejora del apoyo técnico y financiero al Ministerio de Sanidad de Marruecos para la reforma del sector sanitario y la ampliación de la cobertura de los servicios sanitarios para la población. En Túnez, el programa «Essaha Aziza» se reforzó para que abarcara todos los hospitales de la sanidad pública.
  • Creación de una nueva asociación entre los Centros para la Prevención y el Control de Enfermedades de África (CEPCE de África) y el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (CEPCE) a fin de reforzar la capacidad de los CEPCE de África para prepararse y responder ante las amenazas para la salud pública en África. Este proyecto cuatrienal facilitará la vigilancia armonizada continental de las enfermedades infecciosas, el intercambio de datos y la detección precoz de amenazas, así como la preparación, la evaluación de riesgos, la respuesta rápida y las operaciones de emergencia.
  • Apoyo a la activación inmediata de la actualización del sistema de rastreo de enfermedades SORMAS a efectos del coronavirus en Nigeria y GhanaCosta de Marfil y Nepal también utilizan ahora esta tecnología para rastrear la propagación del coronavirus, gracias al apoyo del Equipo Europa.
  • Apoyo a una operación regional de preparación ante catástrofes en Camboya, Myanmar, Filipinas y Vietnam. Como complemento de los esfuerzos del Gobierno en apoyo de los hogares afectados por la COVID-19, esta operación innovadora llegó a hogares pasados por alto o excluidos de los programas gubernamentales y que corrían el riesgo de sufrir perturbaciones agravadas.
  • Apoyo a las actividades de preparación y respuesta del sector sanitario en el Pacífico y Timor Oriental, aunando fuerzas con el equipo conjunto de gestión de incidentes del Pacífico dirigido por la OMS. Entre las actividades se cuentan el apoyo a unas capacidades y posibilidades limitadas de diagnóstico, el tratamiento y la gestión de los casos de COVID-19 y la provisión de servicios, equipos y medicación esenciales.
  • Refuerzo de las capacidades de producción nacional de materiales y equipos para luchar contra la COVID-19 en Cuba. Se fabricarán 250 respiradores para su distribución por todo el país. También se crearon líneas de producción para artículos como mascarillas quirúrgicas, gafas y mascarillas protectoras, y para la fabricación y esterilización de hisopos para la recogida de muestras nasales. Además, se está desarrollando un prototipo de respirador pulmonar no invasivo.

En 2020, el Equipo Europa gastó 19 500 millones de euros en paliar las consecuencias sociales y económicas de la pandemia. Ahora ha entregado el 68 % de su compromiso de 28 400 millones de euros, que se ha gastado, entre otras cosas, en lo siguiente:

  • Provisión de una salvaguardia para las empresas de los Balcanes Occidentales mediante la participación de hasta setenta bancos locales de la región en la facilitación del acceso al crédito para el sector privado. A través del BEI, la UE también está aportando cuantiosos fondos para préstamos adicionales destinados a inversiones del sector público y más créditos a las empresas, a fin de contribuir a preservar el empleo de muchas personas que trabajan en pymes de la región.
  • Aportación de 3 000 millones de euros en concepto de ayuda macrofinanciera para ayudar a los Balcanes Occidentales y a los países vecinos a compensar la crisis en la balanza de pagos.
  • Aportación de líneas de crédito y subvenciones en moneda local con cargo a la Iniciativa EU4Business y subvenciones para el desarrollo agrícola y rural en Armenia y Georgia, en el marco del apoyo global para limitar el impacto social y económico en las pymes de la Asociación Oriental.
  • Refuerzo de los mecanismos de financiación regional para apoyar a las pymes y aportar liquidez inmediata, más financiación en moneda local y financiación comercial en los países vecinos meridionales para responder a los retos económicos de la crisis.
  • Estrecha colaboración con la Autoridad Palestina para responder a los retos económicos y al impacto social general de la crisis mediante ayudas a los ingresos y prestación de asistencia a los hogares más pobres, y creación de un entorno propicio para el desarrollo del sector privado, en particular mediante la financiación de un programa de asesoramiento empresarial en Palestina, gestionado por el BERD.
  • Tratamiento de las consecuencias económicas y sociales de la pandemia en la región centroafricana mediante pagos de ayuda presupuestaria de la UE en Camerún, la República Centroafricana y Santo Tomé y Príncipe, proyectos de seguridad alimentaria en Congo y Malaui, y la creación de empleo y el empoderamiento de la juventud en Camerún y Gabón.
  • En Ghana, por ejemplo, 86,5 millones de euros en concepto de ayuda presupuestaria de emergencia ofrecieron margen presupuestario para hacer frente a la pandemia de coronavirus y seguir financiando servicios públicos básicos como la asistencia sanitaria y la educación, reforzando su resiliencia.

Sobre la base del éxito del planteamiento del Equipo Europa, la UE y sus Estados miembros han acordado intensificarlo diseñando, financiando y ejecutando conjuntamente las iniciativas del Equipo Europa. En el próximo ciclo de programación, tales iniciativas serán proyectos transformadores para nuestros países socios y se centrarán en los principales ámbitos prioritarios de la UE, en consonancia con las necesidades de esos países.

Declaraciones de los miembros del Colegio de Comisarios

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, ha declarado: «El virus ha perturbado el planeta entero. Como Equipo Europa, estamos colaborando sin descanso con nuestros socios de todo el mundo para amortiguar el impacto de la pandemia y encaminarnos hacia una recuperación sostenible. También tenemos que empezar a trabajar ahora para velar por que estemos mejor preparados para hacer frente juntos a futuras crisis sanitarias. Esta es la razón por la que la Comisión Europea y la Presidencia italiana del G-20 convocarán la Cumbre Mundial sobre la Salud el 21 de mayo».

El alto representante y vicepresidente Josep Borrell ha añadido lo siguiente: «La pandemia de COVID-19 ha demostrado que una respuesta eficaz a una crisis mundial exige un planteamiento multilateral. El Equipo Europa es un buen ejemplo de la manera en que el multilateralismo debe redundar en beneficio de todos, sin dejar a nadie atrás en el esfuerzo conjunto por superar la pandemia».

Por su parte, la comisaria de Asociaciones Internacionales, Jutta Urpilainen, ha declarado: «Me enorgullece observar que el Equipo Europa no solo amplía sus compromisos con nuestros países socios en la respuesta a la COVID-19, sino que también está cumpliendo regularmente sus promesas con resultados concretos, tras haber ejecutado casi dos tercios de las medidas de apoyo anunciadas. El Equipo Europa está movilizando 8 000 millones de euros para medidas en África y ya se han entregado casi 4 000 millones al África subsahariana. Solo pondremos fin a esta pandemia y nos recuperaremos si lo hacemos juntos».

Olivér Várhelyi, comisario de Ampliación y Vecindad, ha añadido: «El Equipo Europa ha demostrado que somos más fuertes juntos. La UE en su conjunto ha cumplido sobre todo con sus vecinos inmediatos. Se han desembolsado alrededor de 12 000 millones de euros en apoyo a nuestros socios de los Balcanes Occidentales y vecinos del Este y del Sur para ayudarlos a hacer frente a la emergencia sanitaria, reforzar la resiliencia de sus sistemas de asistencia sanitaria, mantener el empleo y la protección social, y sostener la recuperación económica».

Janez Lenarčič, comisario de Gestión de Crisis, ha declarado: «El planteamiento del Equipo Europa ya ha demostrado su sólido valor en nuestra lucha conjunta contra la COVID-19 al desplegar las capacidades humanitarias y de protección civil europeas, desde la repatriación de los ciudadanos de la UE bloqueados hasta los puentes aéreos humanitarios que proporcionaron ayuda vital cuando se anularon los vuelos comerciales debido a la pandemia. Estamos decididos a seguir utilizando todos los instrumentos en nuestras futuras iniciativas, tales como la Capacidad de Respuesta Humanitaria de Emergencia de la UE».

Contexto

El paquete financiero del Equipo Europa se puso en marcha el 8 de abril de 2020 para apoyar a los países socios de la UE en la lucha contra la pandemia de COVID-19 y sus consecuencias. El apoyo financiero comprometido inicialmente ascendía a unos 20 000 millones de euros y combinó recursos de la UE, sus Estados miembros y las instituciones financieras, en particular el Banco Europeo de Inversiones y el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo.

Este apoyo colectivo mundial se centra en 1) aportar una respuesta de emergencia y satisfacer las necesidades humanitarias inmediatas; 2) reforzar los sistemas sanitarios, de suministro de agua y de nutrición, y 3) paliar las consecuencias sociales y económicas de la pandemia.

 

El Equipo Europa ha Desembolsado más de 26 000 Millones de Euros en Apoyo a los Países Socios

Tu Europa

Europe Direct Contact Centre

Portal Europa

Representación de la Comisión Europea

Logotipo Presidencia Eslovena

Presidencia Eslovena del Consejo de la UE

logo_europa

Red de información Europea de andalucía

Consejería de la Presidencia, Administración Pública e Interior

Universidad de Sevilla

Copyright © 2020 Europe Direct Sevilla · Facultad de Derecho · C\Enramadilla 18-20 · 41018 Sevilla | europedirect@us.es · tlf: 955 42 00 53

Footer